martes, diciembre 08, 2009

Los caminos a la nada

El video es básicamente una danza. Y también una marcha que indica una salida, pero no se sabe de dónde. Monjas (las que danzan) y banda están camino a la libertad y son acompasados por una canción no melancólica pero sí taciturna que marca el ritmo de la fiesta inhóspita.

He visto que le tienden a tildar de falsa y de extravagante y de no sé qué más, pero en esta canción que resulta corta (la danza interrumpida), la banda finlandesa Enochian Crescent hace una amalgama interesante que no habla desde la oscuridad consabida sino que en tonos cercanos al sepia (al crescendo) nos muestran una vida que va rumbo a convertirse en ruinas.

En el metal se acostumbra a usar las monjas como fetiche sexual, y eso es lo que se le abona a Ghost of Saturn. En una coreografía disímil, esas seis mujeres (el número y el sexo no dejan de significar) se muestran en picada a lo natural pero en campo yermo. Dejan de ser el simple significado de lo que la Iglesia tanto repudia: sexo con fines no reproductivos; son cuerpos alejados del tabú que pasan a representar cierta dicha que se dirige hacia la nada.

Lo respectivo hace la banda en su camino a deshacerse de Sister Wrath (vocalista) en su silla de ruedas, un cuerpo lacerado que es desechado sin pena y, según el video, en estado terminal, infértil.